Tiramisú

Si nunca has preparado un tiramisú esta receta te va a encantar. Es una receta que hace mi madre y tiene muchas ventajas: es muy fácil, se hace en un vuelo y lo más importante, ¡está espectacularmente buena!. La receta no necesita horno, solamente unas horas de nevera. Este pastel está mejor de un día para otro y el resultado es un postre fresco y nada pesado.

Tiramisu 4

Ingredientes:
350 ml de café descafeinado
4 huevos
3 cucharadas soperas (bien llenas)
300 gr de Queso Mascarpone
36 bizcochos de soletilla
Cacao en polvo (para espolvorear)

♦♦♦♦♦♦♦♦♦♦♦♦♦♦♦♦♦♦♦♦♦♦♦♦♦♦♦♦♦♦♦♦♦♦♦♦♦♦♦♦♦♦♦♦♦♦♦♦♦♦♦♦♦♦♦♦♦

PREPARACIÓN

Hacer el café (normalmente utilizo descafeinado) y dejar que enfríe.

Batir las yemas con el azúcar hasta que blanquee y esté cremoso. Añadir el queso mascarpone y batir hasta lograr que se integre (mejor si es con la ayuda de una batidora eléctrica). Podéis sacar el queso de la nevera un rato antes de utilizarlo para que no esté tan frío porque a veces se corta o cuesta integrarlo.

Batir las claras a punto de nieve e integrarlas a la mezcla anterior con la ayuda de una espátula con movimientos suaves y envolventes. El hecho de utilizar una batidora eléctrica os marcará la diferencia, no es algo imprescindible, pero la mezcla cundirá más por estar más aireada y el resultado será aún más suave.

Tiramisu 1
Poner el café frío en un plato hondo e ir mojando levemente los bizcochos de soletilla, no es necesario sumergirlos, solamente mojar la base. Si quedan muy mojados la mezcla que hemos preparado tiende a ponerse líquida y vuestro tiramisú puede acabar por tener una pinta fea y perder consistencia al comerlo.

En este caso he usado bastantes bizcochos de soletilla porque eran pequeños (de unos 8 o 9 cm de largo). Esto es muy variable, tanto en número, como en cantidad de café que utilicéis (según si absorben mucho el líquido porque son muy esponjosos o si son más densos).

Para esta receta es mejor utilizar un molde que sea profundo para poder hacer más capas y que os quede más alto y jugoso. Poner una base de bizcochos de soletilla mojados en café. Si queréis que al darle la vuelta no se vean los bizcochos podéis empezar por poner una fina capa de la crema antes de los bizcochos.

Cubrir los bizcochos con un dedo de crema. Volver a poner otra capa de bizcochos mojados y repetir varias veces el proceso hasta rellenar el molde. Acabar con una capa de crema que será la que irá en la base cuando lo desmoldemos.

Tiramisu 2

Dejar enfriar un mínimo de 5 horas en la nevera, idealmente prepararlo el día antes. Cuando lo vayáis a comer, desmoldar dándole la vuelta sobre un plato alargado y con la ayuda de un colador espolvorear por encima un poco de cacao en polvo.
Tiramisu 5
Tiramisu 6
Nota:
Con estas cantidades me salieron un par de moldes pequeños alargados de pastel.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s